jueves, 13 de junio de 2019

Prodavinci: Déjà vu monetario

El miércoles 12 de junio el Banco Central de Venezuela (BCV) publicó en su página web la ampliación del cono monetario, con la introducción de los billetes de BsS. 10.000, 20.000 y 50.000 que empezarían a circular a partir del día 13 de junio. Según dicen, la medida tiene como motivo “hacer más eficiente el sistema de pago y facilitar transacciones”.

La razones emitidas por el ente monetario pueden traducirse en un reconocimiento de la insuficiencia de los billetes actuales para realizar operaciones de compra cotidianas, dado que el billete de más alta denominación (BsS 500) no es capaz de alcanzar a la mayoría de los productos con la excepción de la gasolina.

Esta es la cuarta vez en tres años que el ejecutivo realiza modificaciones al cono monetario. Recordemos la expansión del cono del “bolívar fuerte” con la serie entre BsF 500 y 20.000 anunciada en diciembre de 2016. Seguida por un nuevo billete de BsF 100.000 en noviembre de 2017, y la reconversión monetaria del “bolívar soberano” en agosto de 2018.

En varios análisis publicados en Prodavinci, se estableció que las ampliaciones y transformaciones al cono monetario tienen ventajas transaccionales temporalmente efímeras, y difícilmente duraderas en la medida que no se atendiera la presión hiperinflacionaria a la que está sometida la economía venezolana. ->>Vea más...

FUENTE: Con información de Giorgio Cunto - prodavinci.com

No hay comentarios:

Publicar un comentario