lunes, 12 de septiembre de 2016

(Anzoátegui) Violencia durante duelo entre DANZ y Caracas FC dejó 17 heridos y 10 detenidos

Andrea Borges, narró parte de lo ocurrido durante los últimos minutos del primer tiempo en el juego entre el Deportoivo Anzoátegui y el Caracas Fútbol Club, realizado el pasado domingo en horas de la noche en el estadio José Antonio Anzoátegui de Puerto La Cruz.
“Fuimos víctimas de abuso policial por parte de los funcionarios de Polianzoátegui, quienes hasta entraron a nuestras unidades de transporte y nos despojaron del efectivo que llevábamos, además de algunos teléfono celulares”, detalló.

Otra de los asistentes fue Eva González, quien explicó que la situación inició en la parte exterior del estadio, donde supuestamente los funcionarios policiales revisaban de manera indebida a las integrantes de la barra del Caracas Fútbol Club.

“El ambiente se salió de control cuando los de la barra del Caracas comenzaron a arrancar las sillas y a lanzarlas a los policías, quienes tuvieron que entrar al campo para calmar la acción”, dijo.

La situación que se mantuvo durante 40 minutos dejó 17 personas heridas, uno de ellos es el funcionario de Polianzoátegui, Julio Mendoza, quien recibió tres puñaladas en la espalda y tuvo que ser intervenido quirúrgicamente.

El resto de los lesionados pertenecen a la barra del Caracas Fútbol Club, fueron atendidos en el campo de juego, el resto fue trasladado al hospital Domingo Guzmán Lander de Las Garzas, pues tenían heridas de perdigones, heridas abiertas causadas por objetos contundentes y fracturas.

El director de Polianzoátegui, el comisario José Rivero, no se ha querido pronunciar al respecto, pero en las filas del cuerpo de seguridad aseguran que los que iniciaron la disputa fueron los de la barra del Caracas, sin embargo los asistentes del partido desmienten esa versión.

“Los de la barra actuaron de manera desenfrenada y los policías también. Eso se convirtió en un duelo entre bandas rivales”, dijo Luis Reyes, quien también estaba en el estadio cuando ocurrieron los hechos.

Por su parte el ex guardameta del conjunto oriental, Renny Vega, dijo desconocer cómo inició la trifulca y aseguró que se acercó a las representantes de la barra del Caracas, pero estos aparentemente lo insultaron.

“Tanto que pedimos que transmitan nuestro fútbol y pasa esto. Me acerque y les dije que calmaran pero me insultaron. Es una vergüenza que en Latinoamérica nos vean así. Quisiéramos que no se dieran esos incidentes”, declaró a los medios.

El gerente general del Caracas FC, Ricardo Padrón, lamentó los hechos y aseguró que fue notificado de que si existió abuso policial, pero repudió la acción de ambas partes.

“Existen varios heridos por la intensidad con la que fueron atacados los barristas. Rechazamos estos incidentes vengan de donde vengan”, dijo.

El juego entre el Caracas FC y el Deportivo Anzoátegui correspondiente la jornada 12 del torneo clausura terminó 3-1 a favor de Caracas Fútbol Club a las 8:40 de la noche del domingo.

Los detenidos fueron Jesús Buriel, Norquis Gerra, Carlos Bermúdez, Carlos Conde, Víctor Pineda, Scott Segovia, José Virriel, Moises Rojas, José Hernández y José González. Ellos serán presentados a los tribunales de Barcelona por el fiscal auxiliar coordinador de la Sala de Flagrancia, Javier Gutiérrez.


FUENTE: Giovanna Pellicani - http://elpitazo.com