jueves, 20 de septiembre de 2018

Revelan el pasado oscuro del “zapatero” que asesinó los niños de El Valle

“Caras vemos corazones no sabemos” es un viejo refrán que aconseja no confiar demasiado en personas que se muestran como amables y “buena gente”, no apreciar esta conseja puede dejar en ocasiones experiencias muy dolorosas y traumáticas ya que tras una apariencia amable puede esconderse un monstruo.

El caso que ha dejado una profunda herida en el ideario de la sociedad venezolana perdurará hasta que de a poco vayan diluyéndose los atroces hechos ocurridos en una vivienda ubicada en el sector el 70 de El Valle, el macabro crimen cometido por un sujeto que era vecino y se hizo apreciar por la familia de los menores de edad.

Dentro de su vivienda, José Manuel Morgado Bello quien era conocido como “El zapatero” asesinó brutalmente a los menores Roxana Alexandra Conde Graterol, de 10 años, Julianyeli Valeria Conde Graterol, de cuatro años, Jonas Jonneiker Conde Graterol, de un año y Humberto Ruiz, de 4 años.

El dantesco hallazgo de los cuatro cuerpos de los niños dentro de la casa de “El Zapatero”, indignó a la comunidad, quien emprendió la búsqueda del maleante y al no dar con su rastro, procedió a incendiarla.

Morgado habría llegado al barrio El 70 de El Valle desde hace siete años, tras comprar una vivienda que le vendió una vecina.

Según tuits compartidos por el periodista Deivis Ramírez podrían tomarse en cuenta los antecedentes personales del aberrado sujeto para explicar en parte su comportamiemto.
Los vecinos comentan que llegó a la comunidad tratando de ganarse la confianza siendo “colaborador y atento”, principalmente a los niños, a quienes les regalaba tortas y chucherías, incluidos los hermanitos Conde.

No obstante, trascendió que el sujeto, que siempre vestía camisas negras y gorras, no trabajaba y cometía robos en otras zonas.

Al padre de las criaturas asesinadas lo habían condenado el día anterior al crímen a prisión por robo de un celular.
Los habitantes del barrio informaron que Morgado frecuentaba la vivienda de los tres hermanos ganándose su confianza ante la ausencia del padre de los niños, detenido en la subdelegación del Cicpc, ubicada en Coche. .

Luego de que cometió el atroz crimen, se inició la búsqueda del delincuente, quien fuera hallado en el sector La Quebradita, situada en la carretera Cúa-San Casimiro, estado Miranda, donde se mantenía escondido.

En esa localidad se conoció que “El Zapatero” habría abusado de otros menores, hecho que investigan las autoridades.

Las autoridades han realizado investigaciones a fin de profundizar acerca del móvil del dantesco asesinato.



FUENTE: Con información de http://www.venezuelaaldia.com ->> Ir

No hay comentarios:

Publicar un comentario