jueves, 8 de marzo de 2018

Pacientes recurren a medicinas de uso animal por escasez

La escasez de medicinas en Venezuela es un problema que con el pasar de los días se agudiza notablemente. La situación es tal, que los venezolanos no solo han tenido que recurrir a viejas prácticas como preparar brebajes con yerbas para poder sanarse, sino que también han optado por usar medicinas para animales.

Los pacientes como es el caso de Norberto Peley, de 52 años, tiene que acudir a centros veterinarios para conseguir medicamentos como la prednisona, un fármaco de uso animal y humano que funciona como inmunodepresor, es decir, que ayuda a modular la repuesta inflamatoria y en algunos casos baja las defensas.

Peley necesita tomar una pastilla de Prednisona cada ocho horas para evitar perder el movimiento de ojos, párpados, su expresión facial y funciones digestivas como masticar.

“Como no se consigue, los médicos que tratan a Norberto en un reconocido hospital de la ciudad, le recomendaron buscar la Prednisona de 50 miligramos para caninos, que es la misma dosis que debe tomar como adulto”, dijo al diario Versión Final Heduvilia Daza, madre del afectado.

EFECTOS SECUNDARIOS
Sin embargo, los especialistas de la salud, recomiendan no usar este tipo de medicamentos. “No lo recomiendo, no es el deber ser. Los esteroides como la Prednisona son sustancias que tienen efectos secundarios. Si no se administran correcta mente pueden generar una hipertensión arterial, aumentar la glicemia, causar problemas en la piel, explicó el neurólogo Vinicio Villalobos.

“En el caso de la Prednisona, el calcio y las vitaminas en realidad sí pueden administrarse a personas porque se trata de la misma medicina; pero son los médicos quienes deben establecer las dosis. Hay otros productos que los humanos no deben tomar y algunos no lo saben y se automedican”, comentó otra veterinaria.

FUENTE: http://sumarium.com