jueves, 6 de julio de 2017

(Anzoátegui) Jóvenes retuvieron a policía para canjearlo por 2 detenidos en Lechería

Una situación atípica se vivió ayer durante un enfrentamiento entre integrantes de la Resistencia y los cuerpos de seguridad, que se desarrolló desde las 5:00 pm, aproximadamente, en las cercanías del Peñón del Faro, en Lechería. Tras notar la actitud sospechosa de dos sujetos que se trasladaban en una moto cerca de las 6:00 pm, los jóvenes procedieron a retenerlos porque supuestamente eran funcionarios de la Policía del estado Anzoátegui (Polianzoátegui). En la acción se les escapó uno. El que no pudo huir fue golpeado y despojado de la ropa, según contaron testigos.

Luego de varios minutos, los de la Resistencia les ofrecieron a los efectivos de la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) presentes cambiar al policía por dos jóvenes que habían sido detenidos por los uniformados , durante la trifulca de la tarde.

Sin embargo, esta opción no fue vista con buenos ojos por los que castrenses, pues pasadas las 10:00 pm aún no habían accedido a liberar a los dos jóvenes. El presunto policía fue identificado como Juan Velásquez. Hasta el cierre de esta edición seguía retenido.

Antes de que esta situación se suscitara se habían contabilizado al menos 17 civiles heridos producto de la refriega, durante la cual los funcionarios utilizaron bombas lacrimógenas y hasta una ballena para dispersar.

El general de Brigada de la GNB, Danny Ferrer, confirmó que 13 uniformados también fueron lesionados con objetos lanzados por parte de los jóvenes.

Trancazo

Habitantes de Anzoátegui acataron el llamado Trancazo Nacional convocado por la Mesa de la Unidad Democrática (MUD). Desde las 12:00 del día, opositores cerraron varias vías en los cuatro municipios del área metropolitana.

Las calles internas del municipio Urbaneja lucieron desoladas, mientras las principales avenidas fueron cerradas en su totalidad.

Usuarios de la red social Twitter informaron que efectivos de la Policía Nacional Bolivariana (PNB) reprimieron con bombas lacrimógenas a las personas que impedían el tránsito en el distribuidor Fabricio Ojeda de Lechería.

En Barcelona, los manifestantes se plantaron en varios sectores, entre ellos, 29 de Marzo, Fundación Mendoza y Boyacá. También hubo trancas en las avenidas Cajigal y Juan de Urpín.

En la avenida Arizaleta, los guanteños realizaron el “trancazo”, el cual se desarrolló con normalidad, pese a que funcionarios de la alcaldía quisieron provocar a los ciudadanos “con lenguaje violento”, según denunció el edil Luis Gil.

La avenida Intercomunal fue cerrada en varios tramos.

Habitantes de Pozuelos trancaron la importante arteria vial a la altura de la pasarela del sector. Vecinos obstaculizaron las avenidas Bolívar, 5 de Julio y Municipal. En Oropeza Castillo, Los Cerezos y Residencias Paseo Colón también protestaron.

Apoyo al plebiscito
Representantes del movimiento estudiantil de la Universidad de Oriente manifestaron su apoyo al plebiscito convocado por la oposición para el 16 de julio. Samuel Marín, miembro de la Federación de Centros Universitarios, señaló que los bachilleres se han movilizado llevando el mensaje de rechazo a la Constituyente.

Amedrentamiento
Los vecinos del sector Venecia denunciaron que un grupo de militantes del chavismo, que mantiene un punto rojo frente a la sede de Pdvsa, amedrentamiento e intentó impedir el “Trancazo” en la zona. Ante el acoso, los manifestantes se refugiaron en las residencias Casas Bote B.

FUENTE: D. Figueroa / J. Bermúdez / M. Reyes - http://eltiempo.com.ve