jueves, 11 de mayo de 2017

Afirman que deuda externa es menor que el 50% del PIB

“En las últimas cinco décadas, Venezuela ha honrado puntualmente con el pago de sus compromisos internacionales. El monto de la deuda actual está por debajo del 50% del Producto Interno Bruto, por lo que no existen razones para pensar en la posibilidad de que el país pueda dejar de responder, cuando se requiera, con la cancelación de sus pasivos”.

Tal afirmación fue emitida este martes por el experto económico, Tony Boza, quien aseguró que el país cuenta con el suficiente aval para respaldar dichos pagos.

“El nivel de respaldo de la deuda venezolana, es de 15 centavos por barril de petróleo. Sólo con el aval de los ingresos provenientes de la venta de hidrocarburos podrían cancelarse, en su totalidad, estos compromisos”, sostuvo Boza.

Este año, el país debe cancelar $9.400 millones por concepto de amortización de capital e intereses a los tenedores de bonos Pdvsa, Soberanos y Venezuela, de estos ya el 12 de abril, la nación honró un tercio de la deuda anual, unos $2.900 millones ($2.100 millones en capital de Pdvsa y el resto en intereses).

Según la firma Torino Capital “de esta forma, junto al desembolso de octubre y noviembre, cuando deberá cancelar $3.500 millones ($2.000 millones en capital y el resto en intereses), la estatal cerró el pago de su deuda para el venidero año en $6.400 millones”.

El nivel de las reservas internacionales, registra “mínimos históricos”, por cuanto suma unos 10.137 millones de dólares, al 9 de mayo de este año, $858 millones menos que al cierre de 2.016, cuando estos recursos se ubicaban en 10.995 millones de dólares, señal interpretada por algunos analistas financieros como indicio de que el país podría enfrentar problemas para responder a los próximos desembolsos fijados en el cronograma de pagos.

Boza asegura que el monto de estos compromisos supera en “apenas 7%”, los cancelados en 2016, cuyo monto ascendió a 9.100 millones de dólares.

A su juicio, son análisis que desatienden la potencialidad con la que el país cuenta para saldar sus obligaciones.

“La deuda externa representa el 0,03% del aval del patrimonio petrolero con el que cuenta el país. No se está tomando en consideración que el Presupuesto nacional fue calculado sobre la base de un barril de petróleo a $30, hemos tenido un excedente en esos ingresos de al menos 10 dólares por unidad. Tampoco se está contabilizando el ingreso en lingotes de oro provenientes de la explotación de las reservas auríferas del Arco Minero.

El país está en mejores condiciones que el año pasado para honrar sus compromisos”, enfatizó el analista.

Ejemplificó además que el impacto de la deuda nacional respecto al Producto Interno Bruto de la nación, es “pequeño”, si se considera que “la deuda externa de Brasil es igual al 70% del PIB de ese país, en Japón estos compromisos superan en 200% el PIB de esa nación, en Estados Unidos más del 110%, y en el caso del G-7, la deuda externa es 400% superior al Producto Interno Bruto de los países que integran este grupo”, detalló.

Por su parte, el economista Jesús Casique, coincide en que se descarta que el país se declare imposibilitado para pagar las cuotas de $1.544 millones en octubre y 1.890 millones de dólares en noviembre , por cuanto considera que antes de declarar un impago, se maneja que se “reducirán las importaciones públicas”, indicó.

“El escenario es que optar por la cancelación de los compromisos, castigará la importación de alimentos, y ello extremará la escasez. Las importaciones públicas de Venezuela rondaban los $34.000 millones al año. El BCV no publica desde el último trimestre del 2015, cifras sobre la balanza de pagos”, sostuvo.

Dijo que la facturación oficial, por concepto de exportaciones petroleras oscilará este año entre $24.000 y 26.000 millones, y que en otras áreas se ubicarán entre 4.000 y 6.000 millones de dólares.

FUENTE: IVONNE AYALA - http://www.eluniversal.com