miércoles, 22 de marzo de 2017

(Zulia) Familiares del esposo de la abogada: En el Cicpc no hallaron implicación de Luis

Para familiares de Luis Gutiérrez, la noticia de su presunta responsabilidad en el homicidio de la abogada Olga Pineda, les resultó sorpresiva, ya que aseguran que el mismo día del asesinato de Olga, Luis fue interrogado por horas en el Cicpc y fue liberado “porque no hallaron implicación de Luis en el delito”.

La hermana de Luis, Geraldine Gutiérrez, su cuñada, Yeraldine Ferrer, y la abogada Nidia Barrios fueron prudentes en sus declaraciones, pero aseguraron que “hubo mala actuación policial al momento de las detenciones de Luis y Jonathan”.

“Vamos a esperar cómo se va a llevar el procedimiento, hasta tanto veamos las actas donde se describa cuáles fueron las actuaciones o cuáles elementos dicen que hay para señalarlo como responsables, no vamos a emitir ningún tipo de opinión”, dijo la abogada Barrios. “No entendemos, como es que en el Cicpc un día después de los hechos, mi hermano sale libre y ahora otro organismo policial, lo acusa”, dijeron.

Geraldine Gutiérrez señaló que su hermano trabajaba para una quesera como vendedor y que hace un año estaba separado de Olga. Admitió que ella (Olga), no le dejaba ver a las niñas. “Sí es cierto”, dijo al consultársele. Sobre la relación de ambos, la calificó de “normal” a pesar que admitieron que ella lo había denunciado por violencia y hasta pidió una medida de restricción.

“Sí hubo una denuncia de ella, pero él no fue procesado porque nunca se pudo probar nada”, dijo la abogada Barrios.

Olga y Luis se casaron en el 2015, y a pesar de la separación, “Luis estuvo pendiente de apoyarla económicamente cuando pasó lo del robo”, afirmaron. “Pese al divorcio ellos tenían una comunicación excelente”, reiteró Geraldine.

En el caso de Jonathan, hermano de Luis, denunciaron que fue sacado de su casa por un “asunto de verificar una mercancía de harina” porque Jonathan tiene una pizzería. Denunciaron que desde que lo detuvieron no han tenido acceso para verlos ni hablar con ellos, y aseguran que funcionarios de Polisur actuaron con violencia en allanamientos.

El viernes 17 de marzo, el crimen estremeció a Maracaibo. Vecinos de Los Aceitunos, cerca de la avenida La Limpia, fueron impactados por el crimen de Olga a manos de los delincuentes que ingresaron a su casa en horas de la madrugada. Ocurrió al fondo de Pastelitos Junior.

La víctima era hija de una juez interina.

La profesional del Derecho fue asesinada a puñaladas. Los delincuentes se llevaron una camioneta Chevrolet Vitara, de color gris, dinero en efectivo y otras pertenencias para simular un robo.

A la 1:30 de la madrugada, el par de hampones levantó el portón, tipo santamaría. No la forzaron. Ya adentro, sometieron a siete personas.

Inicialmente se manejó el móvil del robo, pero luego de investigaciones se determinó que fue su marido, de quien se estaba divorciando, quien planeó el crimen. El hombre fue detenido la noche del 20 de marzo.

FUENTE: http://www.panorama.com.ve