viernes, 18 de noviembre de 2016

Rosmit Mantilla hablará de su encarcelamiento cuando sea juramentado en la AN

Rosmit Mantilla, diputado suplente a la Asamblea Nacional (AN) por Táchira y militante de Voluntad Popular, ofreció este viernes 18 de noviembre sus primeras declaraciones a la prensa bajo un clima poco propicio para una persona recién operada.

En los alrededores del Urológico de San Román, en Las Mercedes, donde el joven de 33 años fue intervenido por una litiasis vesicular, hacía frío y el cielo gris advertía que se avecinaba la lluvia. Vestido con una camisa blanca con la imagen de Leopoldo López ─coordinador de VP recluido en Ramo Verde─, jean azul y una gorra naranja, y acompañado de familiares y compañeros del partido, el parlamentario decidió no dar muchos detalles sobre su encarcelamiento en el Servicio Bolivariano de Inteligencia Nacional (Sebin), donde permaneció recluido por más de dos años, pero asomó que informará al país sobre su “dura experiencia” cuando logré juramentarse en la plenaria el próximo 22 de noviembre.

“Por ahora no puedo hablar de eso, el martes en la Asamblea Nacional estaré prestando juramento y, bajo inmunidad parlamentaria, hablaré de todo eso”, aseguró Mantilla, quien agregó que su presencia en el palacio legislativo estará sujeta a la agenda del Parlamento y a la evolución de su estado de salud. Si bien bajo de peso, visiblemente se encontraba estable. “Mi salud está progresando”, aseguró el diputado quien, en entrevista a CNN en Español, había afirmado que perdió cerca de 30 kilos durante el encierro.

En su declaración, que duró apenas dos minutos, Mantilla, quien funge como el primer diputado declarado abiertamente homosexual, aclaró que durante el tiempo en prisión no fue torturado y aseguró que no tenía presiones que le aquejen y, contrariamente, resaltó que su compromiso en la lucha por un cambio en el país se mantiene “firme y férreo”. También informó que no ha tenido comunicación con otros de sus compañeros ─Renzo Pietro y Gilberto Sojo─, quienes también resultaron privados de libertad, tras las protestas antigubernamentales ocurridas en 2014.

El diputado aseguró que tomará los próximos días para descansar y compartir con su familia, para luego cumplir con sus compromisos como parlamentario. “No hay barrote, no hay celda que pueda acabar con la voluntad de un pueblo que decidió cambiar”, sentenció Mantilla, quien habló a los medios con una bandera que representa a la comunidad sexodiversa.

Mantilla fue privado de libertad el 2 de mayo de 2014 y acusado de financiar supuestos planes subversivos durante las protestas que se suscitaron durante el primer semestre de ese año en contra del gobierno de Nicolás Maduro. Theresly Malave, abogado del diputado suplente, recordó que al parlamentario nunca se le realizó un juicio oral y público para determinar responsabilidades por los delitos que se le imputaron. Este jueves, 17 de noviembre, fue confirmada por dirigente de la tolda naranja luego de que los funcionarios del Sebin acudieran a la clínica a entregar una boleta que notifica su liberación. Sin embargo, este viernes los defensores de Mantilla acudieron al juzgado para verificar las condiciones de la medida.

“Esperamos que la libertad sea plena (…). Rosmit permaneció más de dos años. Él permaneció más de dos años y medio preso sin que se le hiciera un juicio oral y público, y ha transcurrido mucho tiempo y nuestra legislación establece que las autoridades debieron otorgar una medida cautelar. Es la primera liberación de los 118 presos políticos y esperamos la liberación del resto. Si esto fuese una detención ajustada a derechos, ni Rosmit ni ningún otro preso político estaría tras las rejas por tanto tiempo”, señaló Malave.

El diputado a la Asamblea Nacional y coordinador de Voluntad Popular, Freddy Guevara, agradeció el gesto que además catalogó como un “importante avance” y aspiró a que los demás presos políticos sean puestos en libertad. Mantilla es el primero en ser liberado tras concretarse acuerdos entre la oposición y el Gobierno durante el segundo encuentro que sostuvieron entre el 11 y 12 de noviembre, en el marco del diálogo que acompaña el Vaticano y la Unión de Naciones Sudamericanas (Unasur).

Guevara reiteró que la organización política, que decidió abandonar la mesa de dialogo principalmente por no concretarse acuerdos en materia electoral, está de acuerdo con el diálogo; pero enfatizó que ese proceso debe ir acompañado de la voluntad del Gobierno para que goce de credibilidad. En este sentido, no descartó que, de haber más liberaciones de presos políticos, la organización política “pudiera considerar su participación” en los encuentros que la oposición sostiene con el oficialismo.

En el centro asistencial, Mantilla estuvo acompañado de su madre, Ingrid Flores de Mantilla, y demás familiares, así como de diputados opositores como Juan Andrés Majías, Manuela Bolívar y Gilber Caro. Al joven también lo acompañó María Alejandra Rivera, esposa del concejal de San Cristóbal, José Vicente García, quien cumple un mes privado de su libertad.

FUENTE: Armando Altuve - http://elpitazo.com